Empleo cuidadoras

Hacer un buen currículum para la búsqueda de empleo como cuidador/a

Cuando se busca empleo hay que empezar con la realización del Curriculum Vitae (CV). Se tiene que hacer un buen currículum para la búsqueda de empleo como cuidador/a de personas mayores y/o dependientes, que inspire confianza y profesionalidad. Éste debe ser una expresión clara y concisa de informaciones sobre los datos personales, formación académica y experiencia laboral, así como las referencias de otras familias o centros donde se haya trabajado.

 

La función del CV debe ser

 

  • Presentación ante un reclutador.
  • Resaltar los aspectos más importantes de la experiencia académica, laboral, así como la personalidad.
  • Ayudar al seleccionador/a a recordad los puntos fuertes tras la entrevista.

 

Existen varios tipos de CV

 

Dependiendo de cuales sean tus puntos fuertes y débiles en lo relacionado a tu trayectoria podrás elegir uno u otro.

 

  • Cronológico: En este modelo se ordenan los datos desde el más antiguo al más reciente. Se enfoca en la trayectoria laboral y la educación más relevante de cara a la oferta de empleo.
  • Inverso: El modelo inverso consiste en empezar por los datos más recientes. Tiene la ventaja de resaltar tus estudios y experiencias más actuales y ofrece al reclutador la evolución de tu carrera formativa y laboral. 
  • Funcional: Los datos se ordenan por bloques temáticos o temas. Es el más recomendable si la experiencia es muy dispersa o no hemos trabajado durante un tiempo. Permite seleccionar los puntos positivos y omitir los eventuales errores de recorrido, los periodos de paro, los frecuentes cambios de trabajo, etc. Se centra en el extracto con tus objetivos profesionales, sumado a tus aptitudes a la hora de trabajar.
  • Por proyectos: Este currículum destaca los proyectos del aspirante y las competencias que ha adquirido, siempre y cuando estén relacionadas con la oferta de empleo.
  • Combinado o mixto: se combinan distintas estructuras para destacar los aspectos más positivos. Es la mezcla de los dos anteriores, ya que, organiza la información de manera temática, pero de forma cronológica dentro de los apartados. Enfoca en las aptitudes y logros profesionales, sumado a la experiencia laboral. 

Si se está pasando por un periodo largo de inactividad, se quiere cambiar de campo profesional o bien la trayectoria laboral es difícil de explicar en el currículum, se recomienda el currículum funcional o el combinado.

 

 ¿Qué información debe incluir un CV? 

 

Título profesional 

Es aconsejable añadir un título con palabras clave que te defina como profesional o tu propuesta de valor. Las palabras clave en este caso serían aquellas que indican tus especialidades.

  Ej.: Cuidador/a profesional.

 

Datos personales

Nombre y apellidos, lugar y fecha de nacimiento, dirección personal, teléfono de contacto, dirección de correo electrónico, blog personal, si se tiene, enlaces a Redes Sociales como LinkedIn, Twitter, Facebook, Instagram, etc.

Como opcionales en estos datos puedes incluir DNI, nacionalidad, carnet de conducir, estado civil, etc. 

 

Formación académica

Estudios realizados, indicando fechas, centro, y lugar donde se han realizado.

 

Formación complementaria

Estudios y seminarios que amplían y complementan la formación, indicando las fechas, el centro y el lugar donde fueron realizados. Aquí también se puede seguir un orden cronológico y sólo indicar los más importantes o relacionados al empleo deseado.

 

Experiencia Profesional 

Experiencia laboral realizada incluyendo las prácticas de los estudios que puedan ser de interés para la empresa que desea contratarte. Una buena manera de describir tu experiencia profesional es colocar:

  • Nombre del puesto realizado.
  • Nombre de la empresa.
  • Periodo de tiempo que trabajaste.
  • Descripción resumida de las tareas desempeñadas.

Evitar dejar huecos entre fechas, puede dar mala imagen al reclutador.

En la parte final de CV es donde se deberían añadir los apartados relacionados con idiomas, habilidades profesionales y personales. Una forma muy visual de hacerlo y que puede llamar la atención del reclutador es a través de iconos.

 

Idiomas

Indicar los idiomas que se conocen y el nivel, así como los títulos reconocidos que acrediten ese conocimiento:

Ej.: ‘First Certificate’ en inglés.

 

Informática

Señalar los conocimientos informáticos que poseas: sistemas operativos, procesadores de texto, hojas de cálculo, bases de datos, diseño gráfico, internet, etc.

 

Habilidades personales

Aquí puedes poner aquellas habilidades personales que tú crees que podrán ser valoradas por los reclutadores, teniendo en cuenta el puesto a que te ofreces.

Desde Q.ido te ofrecemos una plantilla que puedes descargarte a través del enlace que verás más abajo, te servirá para saber cómo hacer un buen currículum para la búsqueda de empleo como cuidador/a.

 

 

 

 

 

 

Descargar plantilla currículum 

 

 

 

 

 

Plantilla_CV_2_Q.ido

 

Como un extra al CV se puede añadir una carta de presentación profesional; con los siguientes puntos:

  • Saludo y encabezado.
  •  Introducción
  • Cuerpo: ¿Por qué quiero trabajar cómo cuidador/a?
  • Llamada a la acción
  • Despedida o cierre

 

Importante tener en cuenta

 

  • El curriculum no debe exceder de dos páginas.
  • Cuidar el estilo y evitar los errores de ortografía: antes de mandarlo, podemos pedir que otra persona haga a una lectura crítica de él.
  • Cuidar la imagen: papel de calidad, caracteres apropiados al contenido, debe ser claro, ordenado y fácil de leer. Si es en formato digital, enviarlo en PDF.
  • Evita los párrafos saturados de información y resume tus datos con esquemas o por puntos.
  • La fotografía adjunta tiene que ser reciente, de tamaño carné o si es de cuerpo entero que sea formal y con buena resolución.
  • Ser visible en las Redes Sociales: cada vez más son los reclutadores los que hacen búsquedas online para encontrar el candidato ideal. Puedes crear un perfil profesional en páginas como LinkedIn, Facebook o Twitter o un blog. Esto sirve para crear una buena red de contactos que pueden favorecerte a la hora de encontrar un empleo. 
  • Usar el color en el CV, ayuda a causar una primera buena impresión y ser recordado más fácilmente. Se trata de elegir dos o tres colores y distribuirlos de manera adecuada por todo el documento, sin pasarse.

 

Errores a evitar

 

  • Usar foto inapropiada; usar siempre una foto profesional, con buena iluminación, donde salgamos con buen aspecto. Preferible fotos de cara si son de cuerpo entero evitar salir en lugares poco serios.
  • Cuenta de correo inapropiada: crearse un correo profesional; normalmente al ahora de buscar empleo crearse un email con nuestro nombre y apellidos.
  • Como hemos indicado anteriormente, no mostrar actividad durante años puede dar mala imagen, por ello, aunque no se esté trabajando, indicar que somos personas activas, como ejemplo indicar realización de cursos, voluntariados, etc., en esos periodos.
  • Errores ortográficos.
  • Mala organización en el curriculum, sin orden ni sentido, o tipografía de difícil lectura
  • Falta o exceso de información; tan malo es la falta como el exceso. Debemos buscar el equilibrio.
  • Cv desactualizado; siempre que se envíe el CV hay que asegurarse que está actualizado, ya que podría dar sensación de dejadez.

 

Esperamos que os haya gustado esta publicación de cómo hacer un buen currículum para la búsqueda de empleo como cuidador/a de personas mayores y/o dependientes.

 

 

“En el único lugar donde “éxito” viene antes de “trabajo” es en el diccionario”.

Vicent Lombardi.  

 

 

Comparte este artículo en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *