Terapia con muñecos para enfermos de enfermedad de Alzheimer

Terapia con muñecos para personas con enfermedad de Alzheimer

 

La Doll Therapy o Terapia con muñecos es un modelo de terapia no farmacológica, que supone una forma de trabajar complementaria a la farmacológica, para así enfrentarnos a cuestiones como la demencia. Consideramos que esta técnica de terapia con muñecos para personas con enfermedad de Alzheimer podría ser realmente útil para la reducción de sedantes y demás medicamentos, y, por ello, se encuentra entre las terapias complementarias más útiles para la estabilización de dosis farmacológicas en enfermedades de la vejez, con síntomas emocionales y conductuales.

Doll Therapy fue creada por Anne Burnnet, directora del The Limes Care Home, un centro de enfermos con demencia en EE.UU. Burnnet dice haber dado con este innovador tratamiento de manera fortuita ya que, como explica:

 

«los pacientes con demencia suelen vivir episodios de regresión al pasado, en los que confunden sus antiguos recuerdos con el presente. Durante estos episodios, se suelen encontrar muy desorientados y agitados si se les intenta traer al presente».

 

Burnnet explicaba un caso concreto en el que se refleja muy bien esta idea:

 

«Una vez, estuve trabajando con una mujer mayor que había perdido un hijo cuando era joven y siempre acababa llamando a gritos a su bebé, preguntando por él, sufriendo por él. Un día, le dimos un oso de peluche durante uno de sus episodios y se calmó. Lo más impresionante es que desde entonces se sentía tranquila y feliz. Poco a poco, comprobamos que lo mismo ocurría con otros pacientes, fueran hombres o mujeres».

 

La terapia con muñecos, por tanto, es capaz de dirigir la atención de una persona que sufre de demencia o enfermedades con deficiencias similares a una tarea tan simple como la mera atención a una muñeca.

 

Terapia con muñecos para enfermos de Alzheimer

 

Es una terapia que no funciona para todo el mundo, ya que se ha observado que tiene que existir ese vínculo con el muñeco, por lo que si no se crea ese vínculo, la terapia no funciona.. Está basada en la teoría del apego, que se considera una necesidad psicológica para las personas mayores, ya que muchas veces no tienen una persona de referencia que les dé ese vínculo y mantenga esa relación constante.

 

 

 

 

CARACTERÍSTICAS DE LA TERAPIA CON MUÑECOS

 

  • “Para que la terapia funcione, se le presenta al muñeco sin decirles si es un muñeco o un bebé. Dejamos que ellos lo identifiquen como quieran», añade la terapeuta Ana Sanz.

 

  • Hay que informar a las familias para que conozcan esta terapia y cómo se trabaja, para que comprendan y vean reacciones de otras personas que lo han llevado a la práctica, pueden ver algunos de los videos que incluimos en este artículo.

 

 

  • Los muñecos los reciben por espacios cortos de tiempo, y hay que saber cómo entregarlos y cómo retirarlos, tienen que tratarlos como si fueran bebés: en las residencias que realizan estas terapias, decenas de internos que participan en la actividad piensa que lo son.

 

  • »La retirada es un momento muy conflictivo, porque ellos quieren la seguridad para su bebé. Entonces, a la hora de quitárselos, tenemos que hacerlo con sutileza, para que ellos, en el momento de desprenderse de él, tengan esa seguridad de que está bien». Comenta la terapeuta Ana Sanz.

  

  • Deben tener unas características determinadas. Por ejemplo, tienen que medir entre 40-50/55 cm, tener el cuerpo blando y la cabeza y las extremidades sólidas, tienen que poder mover las articulaciones, y no tener aparatos de sonido, ni pilas, ni nada. Es decir, que sean reales, pero que no sean hiperrealistas. También es preferible que los ojos de los muñecos se abran y se cierren.

 

  • El cuidador/cuidadora permanecerá al lado para controlar el tiempo y el cuidado al muñeco, además incitará a la elección de la ropa para poner, cantar nanas e incluso a animar a que lo paseé.

 

“Se les ve muy satisfechas al acunar a las muñecas y no cuesta descubrir claras muestras de satisfacción en las caras de nuestros residentes mientras mecen cariñosamente a los” bebés “. Algunos de nuestros residentes muestran mucho interés por la ropa que llevan, ya que es muy diferente de la que se utilizaba hace sesenta años“.

 

 

Además de la mejora de las relaciones personales, perciben la reducción de síntomas como la apatía, la agitación o la deambulación. También sirve para motivarles a realizar actividades como dar un paseo o dormir

 

 

Biografía

 

De Martí, Josep. (2017): “Terapia con muñecas en residencias de tercera edad.”

 

Ellingford Jenny, Ian James, Lorna Mackenzie, Lisa Marsland. (2007) “Using dolls to alter behavior in patients with dementia.” (Nursing times). No. 5, pp. 36-37.

 

Matilla Mora, Rosa, Rosa María Martínez-Piédrola, Javier Fernández Huete. (2015): “Revista Española de Geriatría y Gerontología”, Eficacia de la terapia ocupacional y otras terapias no farmacológicas en el deterioro cognitivo y la enfermedad de Alzheimer, 51 pp. 349-356.

 

Orden hospitalaria de San Juan de Dios (En línea): “La ternura como terapia.” Granada. 

 

Sauer, Alissa. (2017): “Pros and Cons of Doll Therapy for Alzheimer’s.” 

 

 

Comparte este artículo en tus redes sociales
Share on Facebook
Facebook
Share on LinkedIn
Linkedin
Email this to someone
email

2 Respuestas a “Terapia con muñecos para personas con enfermedad de Alzheimer”

    1. Gracias a ti Antonio por valorar nuestro artículo. Intentamos adaptar las terapias a los domicilios para que los cuidadores las realicen con las personas a cuidar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *